Medio Ambiente
Medio Ambiente

Somos líderes en nuestro sector y líderes a nivel mundial.

La fórmula es sencilla: Cuanto más plomo recuperamos por medio del reciclaje, menos necesitamos extraer a través de la minería. Esto implica una mayor preservación de los recursos naturales, lo que significa que nuestro negocio protege inherentemente la Tierra.

Trabajamos de manera continua para reducir nuestra huella mediante la mejora de nuestra eficiencia operativa, lo que incluye la reducción de las emisiones de aire de nuestras operaciones, la reducción del consumo de energía y la generación de dióxido de carbono, la reducción del consumo de agua en nuestras operaciones y la reducción de la generación de residuos de nuestros procesos. Para apoyar nuestras prácticas de gestión medioambiental, todas nuestras instalaciones cuentan con la certificación según la norma ISO 14001 y varias de ellas están certificadas para la gestión energética según la norma ISO 50001.

En general, debido a nuestros propios estándares internos y a los altos estándares y requisitos legales inherentes a la fabricación del plomo, se ha informado que la producción de baterías de plomo tiene la huella medioambiental más baja, así como las emisiones de carbono y energía de producción más bajas de todas las tecnologías de fabricación de baterías ampliamente utilizadas. El uso del plomo recuperado para producir baterías nuevas consume menos energía que el uso de plomo primario, lo cual ayuda a conservar los recursos necesarios para hacer frente a una creciente demanda de tecnología avanzada de baterías de plomo.

En nuestra industria, Ecobat es el líder mundial en reciclaje de plomo porque nuestros procesos se gestionan de forma responsable y estamos comprometidos a mejorar y reducir continuamente nuestra huella medioambiental. Sin embargo, nuestro liderazgo va más allá de nuestras propias operaciones en Norteamérica, Europa y Sudáfrica. A través de nuestra participación activa en la Asociación Internacional del Plomo (ILA), trabajamos para eliminar las prácticas de reciclaje no reguladas y educar a los países de ingresos bajos y medios para mejorar las normas y proteger a las comunidades donde se producen estas prácticas de reciclaje irresponsables.

Igual de importante es el hecho de que, a medida que reducimos nuestra huella como empresa, reducimos también la huella de millones de usuarios finales. Este es un escenario en el que todas las partes ganan algo. Estamos emocionados por llenar ese espacio en el ciclo de vida y permitir que nuestra industria tenga un impacto positivo neto en la sociedad.

Storing renewable energy

Almacenamiento de energía renovable.

El plomo forma parte de la solución global de almacenamiento de energía. A la luz de las nuevas tendencias de las energías renovables, las baterías de plomo son esenciales para capturar y utilizar fuentes de energía renovables. La energía generada por los aerogeneradores y los paneles solares se almacena en baterías de plomo antes de entrar en la red eléctrica. Hoy en día, el plomo es también un facilitador de las tecnologías verdes (por ejemplo, forma parte integral de la tecnología de los vehículos híbridos y eléctricos) y lo seguirá siendo en el futuro.

Protecting land

Protección de la Tierra.

Sin un reciclaje responsable de las baterías, millones de toneladas de plomo se depositarían en el medio ambiente cada año a través de vertederos y el reciclaje ilegal y no regulado del plomo. Como resultado, tendríamos que minar y extraer muchos más millones de toneladas de plomo para satisfacer la demanda mundial de este elemento. Ecobat es el líder mundial en el reciclaje de plomo.

Protecting air and water

Protección del aire y el agua.

Ecobat ha invertido más de 75 millones de dólares para crear la tecnología patentada que conocemos como precipitadores electrostáticos húmedos (WESP) para limitar las emisiones en varios lugares. Por ejemplo, las emisiones en California son ahora de menos de cuatro libras al año, es decir, mucho menos de las generadas por la estación de gasolina de su vecindario.

De igual manera, las tecnologías de plomo son vitales para ayudar a reducir las emisiones de gases de efecto invernadero en todo el mundo. Esto queda bien demostrado en el diseño de automóviles más seguros y limpios. Gracias a las baterías de plomo avanzadas, la tecnología de arranque y parada del motor ha contribuido a eliminar millones de toneladas de emisiones de gases de efecto invernadero cada año.

Estos esfuerzos no solo son importantes para el planeta en general, sino que también ayudan a hacer que las comunidades donde operamos sean seguras para vivir y trabajar.

Permítanos contarle más sobre los métodos que empleamos para hacer posible una vida moderna de manera sostenible.